Las Universidades Europeas


Las universidades persas y árabes[editar]

Academia de Atenas Fresco de Rafael
Academia de Atenas Fresco de Rafael
external image magnify-clip.png
Son las universidades persas y árabes las que parecen haber iniciado el proceso que ha dado origen a la universidad moderna. Durante el siglo IV y finales del V funcionan las famosas Escuelas de Edesa y Nisibis, fundadas por sirios cristianos (nestorianos), organizadas como comunidades de maestros, y dedicadas a la exégesis bíblica. En 489, los cristianos nestorianos son expulsados del Imperio Bizantino, por lo que éstos, liderados por Nestorio, Patriarca de Jerusalem, deciden trasladarse a Persia, donde son bien recibidos para establecer la Escuela de Medicina de Gondishapur, que se hará famosa en todo el mundo.
Poco después, en 529 Justiniano I cierra la Academia de Atenas, profundizando la intolerancia y resistencia hacia los centros de estudios en el Imperio Romano. Entre 637 y 651 los musulmanes árabes derrotan al Imperio Persa de los sasánidas y se apoderan de Gondishapur. A finales del siglo VIII la Escuela de Gondishpur se traslada a Bagdad, donde se reorganizará como el Bayt al Hikma, "la Casa de la Sabiduría", para traducir las obras científicas de médicos y filósofos griegos como Aristóteles, Hipócrates, Galeno y Dioscórides.
Durante el siglo VIII también aparecen los hospitales que se vincularán estrechamente con las escuelas de medicina, terminando por definir un modelo empirista, laico, tolerante y riguroso de universidad, que dará fama mundial a aquellos establecimientos, e impactarán en el modelo de las primeras universidades europeas.
Existen registros sobre los estrictos exámenes y numerosos cursos para los estudiantes de la Escuela de Medicina de el Cairo tenían que aprobar para quedar autorizados a ejercer la medicina.
El nuevo modelo adoptado por las universidades árabes y persas se caracterizó por el rigor en el estudio, y muy especialmente por la investigación y la enseñanza de la medicina. Este modelo inspirará las universidades modernas. Algunas de las más famosas universidades árabes y persas antiguas fueron:
  • Bagdad (Bayt al Hikma, fundada a fines del siglo VIII): allí enseñó e investigó el famoso sabio Al-Razi (Rhazes) (865-925).
  • Córdoba (España, fundada en el siglo VIII): allí enseñó e investigó Abulcasis (936 d. C.)
  • Samarcanda: contaba con un importante observatorio.
  • Damasco: a partir de la fundación de la Escuela de Medicina en 1158 se convirtió en el centro científico de Siria.
  • El Cairo (Al-Azhar, fundada en 988): allí enseñaron Maimónides (1135-1204), Ibn Jaldún (1332-1406), entre otros. Ha continuado funcionando ininterrumpidamente hasta nuestros días.
  • Salerno (Italia, fundada en el siglo X): modelo directo de muchas de las universidades europeas existentes en la actualidad.
Las universidades árabes comienzan a decaer cuando Córdoba cae en poder de los castellanos en 1236, y Bagdad cae en poder de los mongoles en 1258. Sin embargo ello no impidió que allí apareciera Ibn Jaldún (1332-1406), definido como el primer sociólogo de la historia y profesor de la Universidad de Al-Azhar (El Cairo).
Universidad de Salamanca
Universidad de Salamanca


Las universidades europeas más antiguas fueron fundadas por los árabes: la Universidad de Córdoba (España), fundada en el siglo VIII, la Universidad de Salerno (Italia) fundada en el siglo X. Éstas actuaron como puente entre la universidad árabe y la universidad europea moderna.

Las universidades europeas más antiguas fueron fundadas por los árabes: la Universidad de Córdoba (España), fundada en el siglo VIII, la Universidad de Salerno (Italia) fundada en el siglo X. Éstas actuaron como puente entre la universidad árabe y la universidad europea moderna.
A partir de la fundación de la Universidad de Bolonia (Italia) en 1088, donde se enseñó medicina por primera vez. Y bajo la cultura europeo-cristiana, se sucede la fundación de universidades a todo lo largo y ancho del territorio europeo. Las primeras fueron:
Universidad de Cambridge en Inglaterra
Universidad de Cambridge en Inglaterra
Universidad de Oxford en Inglaterra
Universidad de Oxford en Inglaterra


Las universidades europeas se conformaron como comunidades de maestros y estudiantes. En la Edad Media europea, la palabra universidad (en latín universitas) se utilizaba para designar cualquier gremio corporativo. Tanto podía ser la universidad de los zapateros, como la universidad de los herreros. Cuando se decía “Universidad de Salamanca”, por ejemplo, no era más que una simple abreviatura para designar la “Universidad de los maestros y estudiantes de Salamanca”. Con el tiempo y el uso, la palabra terminó designando los centros de altos estudios.
En la universidad europea germinará lentamente un método de pensamiento empírico, así como los descubrimientos y desarrollos científicos y culturales que sostendrán la revolución industrial y la sociedad tecnológica a partir del siglo XVIII. Paralelamente a la expansión mundial de Europa, se convertirán en los centros de conocimiento más importantes del mundo hasta el siglo XIX.

Universidad Von Humbolt


Universidad La Sorbona de Paris


Universidad de Bolonia en Italia



Las Universidades Asiaticas


La Universidad de Pekín o Beijing Daxue se fundó en 1898 con el nombre de Universidad Imperial de Pekín. Una vez pasada la revolución china adoptó el nombre actual, es una de las universidades más prestigiosa de la República Popular de China y Asia, con un espíritu humanista de la investigación y la educación académica. se encuentra en la capital de China, Beijing (Pekín) cerca del Palacio de Verano, el campus de la universidad es llamado Yan Yuan y posee una extensión de 3 millones de metros cuadrados, actualmente la universidad cuenta con 30.000 estudiantes entre estudiantes de un titulo de grado o licenciatura universitaria, estudiantes de postgrado, doctorado y estudiantes internacionales. Todos ellos acuden a las 31 escuelas, 5 facultades y 271 centros de investigación que conforman la universidad, además mantienen relaciones con 200 instituciones internacionales en materia de colaboración e intercambio académico un aspecto importante para la educación china.
La universidad de Pekín cuenta con una destacada Biblioteca la cual se fundó en 1902, pocos años después de la puesta en marcha de la universidad y dispone de más de 4.000.000 de volúmenes con una capacidad de más de 6.500.000 volúmenes. Su colección de rarezas y libros antiguos es una referencia en toda Asia.
Su longevidad de 105 años y su rol predominante en la educación china durante su desarrollo dentro de las primeras décadas del siglo 20 han convertido entre otras razones, a esta universidad en una de las instituciones de educación superior más importantes de la República Popular China.
Obtenido de "http://es.wikipedia.org/wiki/Universidad_de_Pek%C3%ADn"Categoría oculta: Wikipedia:Wikificar educación

Universidad de Waseda

De Wikipedia, la enciclopedia libre

Saltar a navegación, búsqueda
La Universidad de Waseda (早稲田大学Waseda Daigaku?) conocida también como Soudai (早大) es la mejor universidad privada de Japón. Junto a la Universidad Nacional de Tokio es una de las más prestigiosas. Es también una de las universidades de más difícil ingreso, y muchos estudiantes deben de acudir a escuelas igualmente prestigiosas para garantizarse una vacante. Su lema es "Independencia de aprendizaje".
La Universidad de Waseda es miembro del grupo Universitas 21.

Historia [editar]

Fue fundada por el erudito samurai y político meiji, y ex premier Okuma Shigenobu en 1882, y fue reconocida como universidad en 1902. Gran parte del campus se destruyó en los bombardeos sobre Tokio durante la Segunda Guerra Mundial, pero la universidad fue reconstruida y reabierta alrededor de 1949.
El programa de literatura de Waseda es especialmente famoso, y cuenta entre sus graduados a los escritores Haruki Murakami y Tawara Machi. La biblioteca de Soudai también posee una colección única sobreviviente de los bombardeos en Tokio, a diferencia de otras universidades. De ahí que su colección sea una fuente importante en el estudio de la historia y literatura japonesas anteriores a la guerra.
Waseda es también conocida por ser campo de entrenamiento de los políticos japoneses. 6 premieres de la posguerra son exalumnos de Waseda: Ishibashi Tanzan (1956–1957), Takeshita Noboru (1987–1989), Kaifu Toshiki (1989–1991), Obuchi Keizo (1998–2000), Mori Yoshiro (2000–2001), Yasuo Fukuda (2007 - ).
El líder socialista japonés Mosaburo Suzuki también fue alumno de Waseda. Un estudiante de Waseda, Toshiya Kuge, murió en el vuelo 93 de United Airlines, en el atentado del 11 de setiembre del 2001.
Waseda se ha involucrado recientemente en el desarrollo del WL-16 o "robot andante." Muchos estudiantes internacionales de Asia u otras regiones están registrados en esta universidad.

Enlaces externos [editar]

Obtenido de "http://es.wikipedia.org/wiki/Universidad_de_Waseda"

Universidad de Tokio

De Wikipedia, la enciclopedia libre

(Redirigido desde Universidad Nacional de Tokio)Saltar a navegación, búsqueda
Universidad de Tokio
[1]
Fundación
1877
Tipo
Nacional (Pública)
Funcionarios
4,191
Rector
Hiroshi Komiyama
Estudiantes
28.000 (2.100 extranjeros)
Localización
Bunkio, Japón
Dirección
7-3-1, Hongo, Bunkyo-ku.
Tokyo, 113-8654
Teléfono
+81-3-5841-2094
Sitio web
www.u-tokyo.ac.jp

La 'Universidad de Tokio (東京大学; Tokio Daigaku, abreviado como 東大 Todai) se clasifica generalmente como la universidad más prestigiosa de Japón.
La universidad tiene 5 campus distribuidos en Tokio (en Hongo, Komaba, Kashiwa, Shirokane y Nakano) y se divide en 10 facultades, sumando alrededor de 28.000 alumnos de los cuales 2.100 son extranjeros (fuerte proporción para Japón, que solo tiene un 1.3% de extranjeros en su población) e incluye 2 hospitales para ocuparse de esta importante población.

Tabla de contenidos

[ocultar]* 1 Importancia cultural

Importancia cultural [editar]

Aunque la casi totalidad de las disciplinas académicas se enseñan allí, Todai se conoce especialmente por sus facultades de derecho y literatura. Esta universidad educó a numerosos miembros de la élite política japonesa, aunque la potencia de la escuela haya declinado progresivamente. Por ejemplo, el tipo de antiguos alumnos de Todai entre los distintos Primeros Ministros japoneses ha sido de dos sobre tres, el sobre dos, el sobre cuatro, sobre cinco y sobre seis respectivamente durante las décadas de 1950, 1960, 1970, 1980 y 1990. La Universidad de Tokio se percibe ampliamente como lo más prestigiosa institución en numerosos ámbitos, sus rivales son la Universidad de Kioto, que es como ella una universidad nacional, la Universidad Waseda y la Universidad Keio, que son dos universidades privadas. Estas dos últimas, son universidades clave del sistema educativo en Japón. Forman también parte de los torneos de béisbol en los que se enfrentan las grandes universidades de Tokio (Hosei, Keio, Meiji, Rikkyo, Todai, Waseda).
El campus principal de Hongo ocupa la antigua residencia de la familia Maeda, familia que gobernaba sobre la región de Kaga durante la era Edo. El lugar más conocido de la universidad es el Akamon (la puerta roja), reliquia de este tiempo. El símbolo de Todai es la hoja de ginkgo, debido a la abundancia de estos árboles en esta zona.

Historia [editar]

El Gobierno Meiji fundó la universidad en 1877 bajo su nombre actual uniendo antiguas escuelas gubernamentales de medicina y enseñanza occidental. Se denominó como Universidad Imperial (帝國大學 Teikoku Daigaku) en 1886, pasó a ser la Universidad Imperial de Tokio (東京帝國大學 Tōkyō Teikoku Daigaku) en 1887 cuando se creó el sistema de universidades imperiales. En 1947, después de la derrota de Japón, recuperó su nombre original. Con el lanzamiento del nuevo sistema de universidades en 1949, Todai absorbió a Ichiko (First Higher School) que es el actual campus de Komaba, y el Tokio Higher School, que asumieron entonces la enseñanza de los alumnos de los primeros y segundos años, las facultades del campus de Hongo enseñando a los alumnos de los terceros y cuartos años.
Desde 2004, la universidad se convirtió en una empresa de universidad nacional, por medio de una nueva ley que se aplicó a todas las universidades nacionales. A pesar de este cambio que aumentó su autonomía, particularmente la financiera, la Universidad de Tokio se ha encontrado siempre parcialmente controlada por el Ministerio de Educación japonés (Monbukagakusho, ó Monkasho).

Intercambios internacionales [editar]

Todai tiene vínculos con muchas escuelas y universidades extranjeras, y generalmente adopta una política orientada más hacia la oferta que hacia el intercambio.
La Universidad de Tokio forma parte de la red LAOTSE.

Facultades y escuelas doctorales [editar]


Facultades [editar]

  • Derecho
  • Medicina
  • Ingeniería
  • Literatura
  • Ciencias
  • Agricultura
  • Economía
  • Artes y Ciencias
  • Educación
  • Ciencias Farmacéuticas
El Akamon (la Puerta roja)
El Akamon (la Puerta roja)
external image magnify-clip.pngEl Akamon (la Puerta roja)

Escuelas doctorales [editar]

  • Derecho
  • Medicina y politica
  • Ingeniería
  • Humanidades y Sociología
  • Ciencias
  • Ciencias de la Vida y de la Agricultura
  • Economía
  • Artes y Ciencias
  • Educación
  • Ciencias Farmacéuticas
  • Ciencias Matemáticas
  • Ciencias de Vanguardia
  • Ciencias y Tecnologías de la Información
  • Estudios de las Informaciones Interdisciplinares
  • Orden Público

Institutos de Investigación [editar]

  • Instituto de Ciences Médicas
  • Instituto de Investigación sobre los Temblores de tierra
  • Instituto de Cultura Oriental
  • Instituto de Ciencias Sociales
  • Instituto de Socio-Información y de Estudios en Comunicación
  • Instituto de Ciencias Industriales
  • Instituto de Historiografía
  • Instituto de las Biociencias Moleculares y Celulares
  • Instituto para la Investigación sobre los Rayos Cósmicos
  • Instituto para la Física de los Estados Sólidos
  • Instituto de Investigación Oceanográfica

Antiguos Alumnos Emblemáticos [editar]


Primeros ministros [editar]


Escritores [editar]

El campus Kashiwa de Todai, en la Chiba
El campus Kashiwa de Todai, en la Chiba
external image magnify-clip.pngEl campus Kashiwa de Todai, en la Chiba

Científicos [editar]


Otros [editar]


La Universidad de Tokio en la ficción [editar]

  • En el manga y anime Love Hina, el personaje principal, Keitaro Urashima, es un ronin a quién faltó el examen de entrada para Todai.
  • El profesor Suguru Teshigawara, obnubilado por uno de sus colegas, de manga y anime Great Teacher Onizuka alardea constantemente de su posesión de un diploma de la Universidad de Tokio (obtenido sin examen !), comparable al Onizuka, ensayo de una universidad de 5ª zona.
  • En el manga Golden Boy, Kintarō, el héroe, es un estudiante en derecho.
  • En el manga y anime Death Note, Yagami Light, uno de los protagonistas, ingresa en la Tokio Daigaku -todai- junto a su antagonista L.
  • En el anime Itazura na Kiss, Naoki Irie tomaría el examen el admisión del examen de la Universidad de Tokio

Enlaces externos [editar]

Obtenido de "http://es.wikipedia.org/wiki/Universidad_de_Tokio"

University of Melbourne

external image adorno.gifDescripción de la universidad
external image adorno.gifAdmisión
external image adorno.gifAlojamiento
external image adorno.gifContactos
external image adorno.gifFinanciación
external image adorno.gifPostgrado

Descripción de la universidad

Creada en 1853, la Universidad de Melbourne es una de las instituciones más importantes de Australia que a través de los años se ha posicionado como una de las mejores a nivel mundial, gracias a su sistema administrativo eficaz, una visión realista del futuro, su enfoque académico internacional y una visión pragmática de todas las disciplinas que imparte.
Esta universidad ofrece a sus estudiantes un ambiente educativo moderno, de la mano de una larga tradición. Desde 1854 esta institución ha formado parte tanto de la ciudad de Melbourne como del panorama académico y profesional australiano.
Su aparición data de los primeros tiempos de la colonia de Victoria, período decisivo política, cultural y socialmente para este país, siendo la universidad más una facilidad propuesta por el Estado que una institución de carácter privado o religioso. Las cuatro primeras clases impartidas en la Universidad de Melbourne fueron de matemáticas, ciencias naturales, historia moderna y literatura y economía política.
Su campus principal en Parkville es un centro de conocimiento que abarca ocho hospitales, algunos institutos de investigación, y un rango amplio de industrias especializadas. La Universidad, además de esto, tiene una red de bibliotecas, con una de las más significantes colecciones del hemisferio sur en más de 20 lenguas diferentes.
En la actualidad posee 16 facultades, entre las que están:

Las Universidades Americanas


Las universidades estadounidenses[editar]
Harvard es una de las más conocidas universidades de Estados Unidos
Harvard es una de las más conocidas universidades de Estados Unidos
external image magnify-clip.pngHarvardEstados Unidos
collegeBoston CollegeDartmouth CollegeCanisius CollegeInstitutoInstituto Tecnológico de MassachusettsInstituto Tecnológico de GeorgiaInstituto Tecnológico de CaliforniaUniversidad.
Segunda Guerra Mundial
Estados Unidos
El Gran Domo del MIT
El Gran Domo del MIT

Las universidades españolas en América [editar]

Universidad Nacional Autónoma de México fundada en 1551
Universidad Nacional Autónoma de México fundada en 1551
external image magnify-clip.pngUniversidad Nacional Autónoma de México fundada en 1551
Universidad de Buenos Aires en Argentina
Universidad de Buenos Aires en Argentina
external image magnify-clip.png
Las primeras universidades latinoamericanas fueron fundadas por la Corona Española durante la etapa colonial: ver universidades y similares en América latina, anteriores a 1810
Si bien el modelo original fue el de las universidades que ya actuaban en España (Salamanca, Alcalá de Henares), al ser trasplantadas a América las universidades coloniales se constituyeron como corporaciones semi-eclesiásticas cerradas (jesuitas, dominicos, franciscanos, carmelitas, agustinos) cuyos criterios de pertenencia, contenidos y metodología de la enseñanza, estrictamente reglamentados, permanecieron sin cambios por casi dos siglos.
El título de primera universidad del Nuevo Mundo (continente americano) varía entre la Universidad Santo Tomás de Aquino (en 1538, de manera no oficial hasta 1558) y la Universidad de San Marcos (en 1551, 1º oficial y la más antigua puesto que es la única que se mantiene desde el siglo XVI). Más tarde se fundó la Universidad Nacional Autónoma de México (1551).
La Universidad de San Francisco Xavier fue fundada el 27 de marzo de 1624, por el jesuita Juan Frías de Herrán. Las primeras Cátedras que se impartieron fueron Teología Escolástica, Teología Moral, Filosofía de Latín y lengua aymará. En La Universidad De San Francisco Xavier estudiaron y se formaron los prohombres de la generación de 1809, forjadores del proceso revolucionario del Alto Perú, de la América y precursores de la integración continental. Las universidades son centros de estudio mayor.
Tras el descubrimiento de América en 1492, llegaron al nuevo mundo españoles de todos los niveles culturales, incluyendo sacerdotes y laicos con formación universitaria. Las primeras universidades fundadas entonces son la Universidad de Santo Domingo (no oficial) en La República Dominicana (1538), la Universidad de San Marcos (1º oficial) en Lima (1551), la Universidad de México en (1551), Universidad Santo Tomas en Bogotá (1580), la Universidad de Córdoba en Argentina (1621), la Universidad Mayor de San Francisco Xavier en Chuquisaca (1624), Colegio Mayor de Nuestra Señora del Rosario ó Universidad del Rosario (1654) y La Universidad de San Carlos de Guatemala (1676). Posteriormente fue fundada la Universidad de La Habana -UH- el 21 de septiembre de 1721 en Cuba.

La universidad latinoamericana [editar]

Existe un modelo muy definido de universidad latinoamericana. Los países de América Latina comparten el origen colonial de su enseñanza superior, expresado en la gran cantidad de universidades que la Corona Española fundó a todo lo largo de sus colonias americanas.
De estas universidades fundadas en las colonias españolas resalta la Universidad Real, Mayor y Pontificia de San Francisco Xavier de Chuquisica, que se encuentra en Bolivia en la ciudad de Sucre; este centro de enseñanza fundado en 1624 es la representante de la universidad colonial española en America del Sur, ya que demuestra la necesidad que condujo a su fundación: el constante requerimiento de funcionarios capacitados para la conduccion de las colonias, estos profesionales no se podian traer del Viejo Mundo en cantidades suficientes por lo cual se fundaron casas de estudios superiores como esta que encaran la capacitacion de juristas, medicos y arquitectos que la sociedad requeria en esos momentos, en la construccion de su aparato politico y social.
Despues de la independencia se fundaron otras casas de estudios superiores como la Universidad Mayor de San Andres en La Paz, también en Bolivia la cual ademas de ser una respuesta a la necesidad colonial de profesionales, nace con un fin claro de independización ideológica, tecnológica y artística, ya que en ese momento se supervaloraba a los graduados de instituciones europeas en detrimento de los que lo hacian de universidades americanas, en especifico: latinoamericanas.
Pero lo que le ha dado características propias a la universidad latinoamericana es el movimiento de Reforma Universitaria iniciada en 1918 que se extendió por toda América Latina y definió sus características actuales. Con proclamas claras como la autonomia universitaria que como medida politica y economica término haciendo de las universidades latinas focos de resistencia social a la politica de los gobiernos de las dictaduras que asolaron el continente en años posteriores.
Brasil no tuvo universidades en la época colonial y aunque la Reforma Universitaria impactó en la organización de sus universidades, tiene un modelo universitario con algunas diferencias respecto del resto de las universidades latinoamericanas.
Bolivia conto con gran catidad de centros de enseñanza en la colonia, de los cuales el mas importante es el de la UMRP de San Francisco Xavier de Chuquisaca. Bolivia guarda intima relacion con las universidades del resto de Latinoamérica a travez de convenios de cooperación científica como el Convenio Andrés Bello.

La universidad reformista [editar]

En 1918 comenzó en Córdoba (Argentina) un gran movimiento cultural, que se extendió por toda América Latina, y que se conoce con el nombre de la Reforma Universitaria. El movimiento de la Reforma Universitaria se ha mantenido vivo con el paso de las décadas y ha ido presionando para que las universidades latinoamericanas se organicen de acuerdo a sus principios: autonomía, cogobierno estudiantil, extensión universitaria, acceso por concurso y periodicidad de la catedra, libertad de cátedra y cátedra paralela, amplio acceso y gratuidad, inserción en la sociedad

Anexo:Las 50 mejores universidades en América Latina según distintos rankings

De Wikipedia, la enciclopedia libre

(
Redirigido desde Anexo:Lista de las 50 mejores universidades en América Latina)Saltar a navegación, búsqueda
La siguiente lista refleja las 50 "mejores" universidades de América Latina según un estudio realizado por la Universidad Jiao Tang de Shangai.
Posición
Nombre
País
Ciudad
En el mundo
1
Universidad Nacional Autónoma de México
México
Ciudad de México
59
2
Universidad de São Paulo
Brasil
São Paulo
114
3
Universidad Estatal de Campinas
Brasil
São Paulo
197
4
Universidad de Chile
Chile
Santiago de Chile
210
5
Universidad Federal de Santa Catarina
Brasil
Florianópolis
234
6
Universidad de Buenos Aires
Argentina
Buenos Aires
361
7
Universidad Federal de Rio de Janeiro
Brasil
Rio de Janeiro
377
8
Universidad Federal do Rio Grande do Sul
Brasil
Porto Alegre
396
9
Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey
México
Monterrey
421
10
Pontificia Universidad Católica de Chile
Chile
Santiago de Chile
505
11
Pontificia Universidad Católica de Rio de Janeiro
Brasil
Rio de Janeiro
511
12
Universidad Federal de Minas Gerais
Brasil
Belo Horizonte
531
13
Universidad de Concepción
Chile
Concepción
567
14
Universidad Federal de Brasilia
Brasil
Brasilia
569
15
Universidad Estatal Paulista
Brasil
São Paulo
599
16
Universidad de Guadalajara
México
Guadalajara
618
17
Universidad Federal de Paraná
Brasil
Curitiba
730
18
Universidad Federal de Bahía
Brasil
Salvador de Bahía
751
19
Universidad Nacional de La Plata
Argentina
La Plata
773
20
Universidad Autónoma Metropolitana
México
Ciudad de México
787
21
Universidad de Los Andes
Venezuela
Mérida
840
22
Universidad de Costa Rica
Costa Rica
Montes de Oca
843
23
Pontificia Universidad Católica del Perú
Perú
Lima
849
24
Universidad de Los Andes de Colombia
Colombia
Bogotá
873
25
Universidade Federal do Rio Grande do Norte
Brasil
Natal
878
26
Universidad de Puerto Rico de Mayagüez
Puerto Rico (US)
Mayagüez
881
27
Universidad Nacional de Colombia
Colombia
Bogotá
899
28
Universidad Federal de Pernambuco
Brasil
Recife
941
29
Universidad de Antioquia
Colombia
Medellín
961
30
Universidad Federal Fluminense
Brasil
Niterói
990
31
Universidad de Puerto Rico
Puerto Rico (US)
San Juan
994
32
Pontificia Universidad Católica de Rio Grande de Sul
Brasil
Porto Alegre
1.018
33
Universidad Técnica Federico Santa María
Chile
Valparaíso
1.036
34
Universidade do Estado do Rio de Janeiro
Brasil
Rio de Janeiro
1.119
35
Universidad Central de Venezuela
Venezuela
Caracas
1.121
36
Universidad Interamericana de Puerto Rico
Puerto Rico (US)
San Juan
1.123
37
Universidad Nacional Mayor de San Marcos
Perú
Lima
1.147
38
Universidad del Valle
Colombia
Cali
1.148
39
Instituto Politécnico Nacional
México
Ciudad de México
1.173
39
Instituto Politécnico Nacional
México
Ciudad de México
1.173
40
Universidade Federal do Ceará
Brasil
Fortaleza
1.261
41
Universidad Simón Bolívar
Venezuela
Caracas
1.292
42
Pontificia Universidad Javeriana
Colombia
Bogotá
Cali
1.297
43
Universidad Nacional de Córdoba
Argentina
Córdoba
1.298
44
Fundação Getulio Vargas
Brasil
Rio de Janeiro
1.326
45
Universidad de las Américas
México
Puebla
1.347
46
Universidad Autónoma del Estado de México
México
Toluca
1.352
47
Centro Universitário Senac - Serviço Nacional de Aprendizagem Comercial
Brasil
São Paulo
1.373
48
Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo
México
Morelia
1.380
49
Universidad Federal de Santa Maria
Brasil
Santa Maria
1.383
50
Pontificia Universidad Católica de Valparaíso Fundación Isabel Caces de Brown
Chile
Valparaíso
1.393

Resumen por País [editar]

En esta lista se muestra la mejor universidad de cada país.
Posición
en Latinoamérica
Nombre
País
Ciudad
En el mundo
1
Universidad Nacional Autónoma de México
México
Ciudad de México
59
2
Universidad de São Paulo
Brasil
São Paulo
114
4
Universidad de Chile
Chile
Santiago de Chile
210
6
Universidad de Buenos Aires
Argentina
Buenos Aires
361
21
Universidad de Los Andes
Venezuela
Mérida
840
22
Universidad de Costa Rica
Costa Rica
Montes de Oca
843
23
Pontificia Universidad Católica del Perú
Perú
Lima
849
24
Universidad de Los Andes de Colombia
Colombia
Bogotá
873
26
Universidad de Puerto Rico de Mayagüez
Puerto Rico (US)
Mayagüez
881
92
Universidad de La Habana
Cuba
La Habana
2.038
94
Facultad de Ingeniería de la Universidad de la República
Uruguay
Montevideo
2.074
95
Universidad Galileo
Guatemala
Ciudad de Guatemala
2.085
131
Universidad Mayor de San Simón
Bolivia
Cochabamba
2.504
146
Universidad Centroamericana José Simeon Cañas
El Salvador
San Salvador
2.629
161
Universidad Técnica Particular de Loja
Ecuador
Loja
2.795

Referencias [editar]

Obtenido de "http://es.wikipedia.org/wiki/Anexo:Las_50_mejores_universidades_en_Am%C3%A9rica_Latina_seg%C3%BAn_distintos_rankings"Categoría: Clasificación académica de Universidades



Las Mega Universidades



Página de inicio > MEGATENDENCIAS----

Las megauniversidades virtuales son el futuro de la educación

Después de un largo proceso de transformación, los sistemas docentes de los países avanzados se adentran en la Nueva Economía


El desarrollo de megauniversidades virtuales que difunden contenidos tanto a través del sistema tradicional como de Internet, la profesionalización del material didáctico que utiliza los multimedia, así como la aparición de sistemas de evaluación externos, son las tendencias que están llevando a la educación a integrarse en la Nueva Economía. Educación permanente, educación generalista, educación de geometría variable, educación flexible apoyada en el soporte de las tecnologías de la información, son los perfiles del sistema educativo que se aproxima. Por Emilio Fontela.



Red de universidades interconectadas
Red de universidades interconectadas
La Educación, como conjunto de los servicios de gestión y transmisión del conocimiento, es una actividad productora prioritaria en las economías de los países industriales avanzados.

Por un lado, en lo que podríamos llamar educación para el largo plazo, los servicios educativos transmiten los valores de la sociedad, aseguran la relación temporal entre el pasado, el presente y el futuro.

Estos servicios son “superiores” no sólo en el sentido de las funciones de consumo (o sea, con elevadas elasticidades de precios y rentas), sino que son servicios “superiores” para la sociedad en su conjunto, por lo que todos los miembros de la sociedad deben tener acceso a ellos.

En principio, esta función de la educación debe facilitar la eclosión de las características más creativas de cada individuo, y al mismo tiempo debe prepararle para la flexibilidad frente al cambio permanente de las bases del conocimiento.

Educación como valor económico

Por otro lado, en lo que podríamos llamar educación para el corto plazo, los servicios tienen carácter formativo y un elevado valor económico.

La educación para el corto plazo tiene como finalidad proporcionar el conocimiento indispensable para la actividad productiva, el capital humano operacional que interviene en los procesos de acumulación de intangibles y que origina gran parte de las ganancias de productividad total de los factores.

La educación primaria y secundaria tiene mayoritariamente objetivos de largo plazo, mientras que en la educación terciaria se comparten ambos objetivos.

Tradicionalmente encerrada en sus finalidades educativas de largo plazo, durante el largo proceso de desarrollo de la Sociedad Industrial la Universidad ha ido incorporando objetivos a más corto plazo.

Financiada por el sector público, con impuestos pagados por la sociedad en su conjunto, era imposible que la Universidad se dedicara únicamente a buscar la verdad, sin mayores preocupaciones por la situación material de su entorno.

Servicios socioeconómicos

Es así como, década tras década, durante los últimos dos siglos, la educación terciaria ha incorporado un número creciente de servicios (en forma de facultades, licenciaturas o cursos) de mayor interés socio-económico (véanse las escuelas de ingenieros en el siglo XIX o el estudio de la economía y de las ciencias sociales y políticas en el siglo XX).

La característica principal de estos nuevos servicios es que tienen un valor de mercado y con frecuencia se encuentran con demandas solventes: los individuos están especialmente dispuestos a adquirir bienes educativos superiores que, al facilitar su actividad productiva, les permiten mejorar sus niveles de renta y bienestar.

En este contexto, una parte creciente de la educación superior se estructura en grupos de productos (carreras, especializaciones) que constituyen en toda regla una oferta de servicios, con diferentes niveles de calidad y de precios. Es obvio que la producción de estos servicios puede ser de gran interés económico para numerosos agentes del sector privado.

La Universidad pública no estaba bien preparada para una evolución de esta situación de mercado, y la existencia de oportunidades concretas de negocio tenía que acabar con su monopolio de la educación terciaria.

Tecnologías de la educación

Así, progresivamente se han desarrollado universidades privadas, y más recientemente universidades corporativas estrechamente vinculadas a las demandas empresariales.

Para darle mayor fluidez a este sistema de mercado también se han iniciado actividades de servicios de intermediación que agilizan el necesario encuentro entre ofertas y demandas. Todos estos nuevos agentes necesariamente se interesan al desarrollo de la tecnología educativa.

En general, la educación no ha sido ejemplar en lo que se refiere a la introducción de las nuevas tecnologías de la información en sus sistemas productivos: las fórmulas tradicionales de transmisión del conocimiento, y en particular la relación maestro-alumno, están tardando en adaptarse a las posibilidades que ofrecen las telecomunicaciones, los ordenadores o los multimedia.

Algunas tendencias recientes hacen entrever, sin embargo, cambios importantes del sistema productivo de la educación, especialmente en los que hemos denominado actividades de corto plazo de elevado interés socio-económico.

Tendencias de cambio

Conviene destacar al respecto:

· El desarrollo de Megauniversidades virtuales que proporcionan educación a distancia utilizando soportes tecnológicos avanzados con una elevada calidad en sus contenidos. Esta nueva configuración educativa reduce en más de un 50% el coste de formación por alumno.
· La transformación de la educación in situ en una educación mixta, (que difunde contenidos tanto del sistema profesoral tradicional como de Internet), y que incluye elementos de la educación a distancia (introducción en la red de cursos de alto nivel pedagógico por algunas grandes universidades americanas).
· La profesionalización de la preparación del material didáctico que utiliza los multimedia, lo que hace intervenir en el proceso educativo a nuevos profesionales que no se integran necesariamente en las organizaciones universitarias.
· La aparición de sistemas de evaluación externos, diferentes de los sistemas de educación, que reducen el valor de la certificación tradicional.

Más tecnología y menos costos

En general, las tendencias más profundas que se detectan al introducir las tecnologías de la información en la enseñanza universitaria serían:

· La automatización de la parte más repetitiva y menos creativa de la enseñanza, siguiendo las pautas de la automatización en el resto de los sectores económicos y desarrollando contenidos de multimedia.
· La disminución de los costes unitarios de difusión del conocimiento.
Estas tendencias hacen que la educación de corto plazo, orientada al mercado, se esté integrando paulatinamente en la Nueva Economía: nuevas tecnologías, mayor productividad, menores costes, mayor competencia y menores precios; nuevas demandas estimuladas por el carácter “superior” de los consumos educativos y, sus elevadas elasticidades, precios y rentas.

Explosión de nuevos mercados educativos

Así se explica la extraordinaria explosión de los nuevos mercados educativos en Estados Unidos, que contrasta con el estancamiento de los procesos educativos a largo plazo, que por su naturaleza son esencialmente de no-mercado y el estancamiento del gasto público en este sector en la mayoría de los países europeos.

Es más, existe cierto riesgo de reducción de las actividades de educación de carácter generalista como la filosofía, la literatura, las ciencias sociales o las ciencias naturales.

Aún en el caso de enseñanzas con aparente finalidad económica como las relacionadas con la ciencia económica, se observa una evolución del alumnado y del profesorado hacia la formación empresarial y financiera, que parece más adaptada a la demanda.

Estas evoluciones demuestran la creciente miopía del sistema universitario. Aún cuando se considere que la preparación de los trabajadores que demanda la economía es un elemento esencial de la actividad de educación superior, es evidente que lo más importante, lo fundamental, es dotar a los estudiantes de la capacidad de adaptación a un entorno dinámico en fase de transformación hacia la utopía de una Sociedad de la Información.

Brain workers

Los trabajadores del futuro serán investigadores que desarrollan nuevos procesos y productos. Serán “brain-workers”, innovadores de sistemas capaces de afrontar la solución de problemas complejos.

También serán empresarios de ellos mismos, autoempleados, o serán agentes públicos, comprometidos con la satisfacción de las necesidades colectivas, verdaderos altruistas.

Es muy probable que estos cuatro prototipos del trabajo-producto, constituyan los pilares de apoyo de la sociedad postindustrial, su mejor capital humano.

¿Qué tienen en común estos investigadores, estos brain-workers, estos empresarios o estos servidores de la colectividad?. Sin duda comparten el aspecto fuertemente vocacional de su actividad, pero también se asemejan en sus características de curiosidad intelectual, de creatividad, de polivalencia, de flexibilidad. Todos los valores positivos del ser humano encuentran en este nuevo tipo de trabajo un medio de expresión preferente.

Ideal de futuro

Los retos para los sistemas educativos son obvios: en la sociedad post-industrial, la educación debe facilitar que florezcan las virtudes creativas en todas las fases de la vida; la educación debe incluir fundamentos metodológicos generales que permitan en cualquier momento cambiar de orientación temática; la educación debe proporcionar los medios de búsqueda de la información que permitan profundizar en el momento oportuno.

Educación permanente, educación generalista, educación de geometría variable, en el fondo, educación flexible apoyada en el soporte enriquecedor de las tecnologías de la Sociedad de la Información, son los perfiles del sistema educativo que se aproxima.

¡Que lejos están todavía de este ideal futuro tantos y tantos sistemas de enseñanza compartimentados y finalistas!.

Un análisis de la insatisfacción creciente en torno a numerosas carreras formativas actuales, promueve en general recomendaciones en favor de una definición más precisa de su contenido, para que este se adapte mejor a las demandas de las empresas o de las administraciones.

Integración de informaciones

Son sin embargo recomendaciones peligrosas. El trabajo está en mutación; las competencias que hoy reclama el mercado tienen una vida cada vez más corta. Competentes hoy, inútiles mañana.

El trabajador que posee los medios necesarios para adaptar continuamente sus conocimientos, estará siempre satisfecho, será siempre competente.

En el fondo, lo que reclama la sociedad futura de su capital humano es una capacidad ilimitada de integración de informaciones, lo que a su vez requiere una formación básica que haya desarrollado plenamente la capacidad de razonamiento.

La lógica recupera así un lugar privilegiado en la filosofía educativa. Hay que enseñar a pensar. La Universidad de la educación de largo plazo tiene más futuro que presente.

Emilio Fontela es Profesor Asociado de la Universidad Autónoma de Madrid y Profesor Honorario de la Universidad de Ginebra.

Temas relacionados:

La universidad será binaria


[La Universidad imposible]article:

Sábado 18 Enero 2003Emilio FontelaArtículo leído 7092 veces

La megauniversidad: ¿La academia para el nuevo milenio?.

Sir John Daniel. Presentado como ponencia en el 18th ICDE World Conference, Pensylvania, State University, 1997, como "The megaUniversity: the academy for the new milenium". Traducción de Carlos M. de Allende.
Resumen
external image dizr.gif Abstractexternal image dizr.gif ¿Qué es una megauniversidad?external image dizr.gif ¿Qué tienen de especial las megauniversidades?external image dizr.gif ¿Por qué se establecieron las megauniversidades?external image dizr.gif El papel actual de la política nacionalexternal image dizr.gif El acceso a las instalaciones de la comunicaciónexternal image dizr.gif Vínculos con el resto de la educación superiorexternal image dizr.gif Estudiantesexternal image dizr.gif Desempeño estudiantilexternal image dizr.gif Currículaexternal image dizr.gif Investigaciónexternal image dizr.gif Relación entre el costo y la eficaciaexternal image dizr.gif Sistemas operativosexternal image dizr.gif Papeles internacionalesexternal image dizr.gif Implicación para las universidades convencionalesexternal image dizr.gif Conclusionesexternal image dizr.gif Referencias


Las megauniversidades son instituciones que combinan tres criterios: educación a distancia, educación superior y tamaño de la matrícula. Su rasgo característico, como institución educativa, es la enseñanza a distancia. Los gobiernos crearon este tipo de universidades con particulares propósitos políticos, en especial, incrementar el acceso a una educación superior de bajo costo, sin embargo, su consolidación y desarrollo plantea un desafío a la práctica académica convencional, pues en los casos exitosos demuestran un enfoque más eficaz que la enseñanza tradicional.
Palabras clave: Megauniversidad; medios de comunicación del conocimiento; renovación universal.

Megauniversities are institutions that combine three criteria: distance education, higher education and size of enrollment. Its key feature, as an education institution, is distance education. Governments have created this type of universities with clear political purposes, namely to increase the access to low cost higher education. Its consolidation and development, however, mean a great challenge for conventional academic practices, because successful cases show a more efficient scope as compared to traditional teaching.
Key words: Megauniversity, means of communication of knowledge, universal renewal.

Definimos una megauniversidad como una institución de educación a distancia con más de 100,000 estudiantes activos en cursos con grado. El Cuadro 1 muestra las 11 instituciones que en 1997 satisfacían estos criterios. El Cuadro 2 ofrece algunos datos básicos, pero deben considerarse con prudencia si se pretende realizar comparaciones entre ellas. La información provista por las instituciones en cuanto a presupuestos y número de estudiantes, graduados o personal no está necesariamente calculada sobre la misma base. Daniel (1996) ha proporcionado los perfiles de estas megauniversidades.
La definición de una megauniversidad combina tres criterios: educación a distancia, educación superior y tamaño. Cada uno de ellos es intencionalmente restrictivo. Primero, si bien muchas universidades ofrecen ahora tanto educación a distancia como educación presencial, hemos designado solamente como megauniversidades a aquellas instituciones en que la educación a distancia es, evidentemente, la actividad más importante. Por consiguiente, los arreglos especiales de organización establecidos por tales instituciones con el fin de emplear tecnología para educación a distancia las identifican con más claridad. Segundo, aunque las instituciones secundarias y terciarias de educación a distancia del mismo país pueden compartir características comunes, el perfil del estudiante, la naturaleza de los estudios y las actividades de investigación de las universidades determinan las diferencias. Finalmente, el establecimiento de un límite de 100,000 estudiantes activos es una forma arbitraria de seleccionar instituciones que deben estar capacitadas para demostrar economías de escala y logísticas competentes.

Las universidades sienten una creciente presión para ofrecer cursos basados en la tecnología, mediante el empleo de estructuras de la información desarrolladas actualmente en muchos países. Para hacer esto ellas deben modificar su enfoque de la enseñanza, d
Type in the content of your page here.e modo que se ajuste más estrechamente a la educación a distancia, en especial estar más centrada en el estudiante. Las megauniversidades ya han efectuado este cambio. Operan en muchos aspectos en forma diferente a las de otras universidades, no sólo en la manera en que han redefinido las tareas del personal académico e introducido la división del trabajo en la función educativa. Los logros de las megauniversidades plantean un desafío a la práctica académica convencional, porque ellos demuestran que un enfoque distinto de la enseñanza puede ser más eficaz que la clase tradicional.
Las megauniversidades han logrado ya un doble avance. Al aumentar espectacularmente la capacidad universitaria y descender en forma notable los costos, han creado una rara discontinuidad en la evolución de la educación superior. Comparaciones sencillas muestran la magnitud de los logros. Los 3,500 colleges y universidades de los EUA tienen una matrícula de 14 millones de estudiantes y el gasto anual del país en educación superior es de aproximadamente 175 millardos de dólares. Esto representa un costo promedio de 12,500 dólares por estudiante. El Reino Unido tiene 182 instituciones de educación superior, 1.5 millones de estudiantes y un gasto de casi 10 millardos de libras esterlinas. Lo que representa alrededor de 6,300 libras esterlinas por estudiante o de, aproximadamente, 10,000 dólares.
En claro contraste, las 11 megauniversidades inscriben a 2.8 millones de estudiantes para un presupuesto total de 900 millones de dólares, lo que representa menos de 350 dólares por estudiante. Esto muestra por qué las actividades de las megauniversidades pueden contribuir en el próximo siglo a costos accesibles para los individuos y gobiernos. Este trabajo bosqueja los perfiles de las megauniversidades elaborados por Daniel (1996) con el fin de identificar los rasgos y prioridades comunes para un desarrollo posterior. Estas 11 instituciones cursan una etapa dinámica de su evolución. ¿Cuál será el papel de las cambiantes tecnologías en la prosecución de sus prioridades actuales? ¿Mejorarán nuevas tecnologías la ventaja competitiva de estas instituciones? ¿Incrementará la siguiente generación de tecnología educativa la divergencia entre las megauniversidades y las instituciones con campus o producirá una convergencia hacia enfoques comunes de la enseñanza y el aprendizaje?

Los nombres que los países han dado a sus megauniversidades explican sus expectativas. Cinco países (Francia, India, Corea del Sur, Sudáfrica, España) son explícitos acerca del papel nacional de la institución. El caso más evidente es Sudáfrica, en el que la UNISA (Universidad de Sudáfrica) lleva simplemente el nombre del país, del cual es la universidad más antigua. Las otras cuatro de este grupo han incluido el término “nacional” en la denominación de sus megauniversidades. Aun en Turquía, en donde el propósito original era promover a muchas instituciones para operar a distancia, es reconocido ahora el papel nacional de la Facultad de Educación Abierta de Anadolu (AU), la cual capta la mitad de todos los estudiantes universitarios del país.
Pero el rasgo común de todas las megauniversidades es que usan tecnologías de educación a distancia para promover el aprendizaje abierto. Las de Francia, Irán y España destacan en su nombre institucional la educación a distancia (o enseñanza a distancia), mientras la de China fundamenta su denominación en el empleo del medio básico de transmisión (radiofonía y televisión). Cinco países (India, Indonesia, Corea del Sur, Tailandia y el Reino Unido) se refieren a sus instituciones como universidades abiertas. Este término se incorporó al lenguaje a partir de 1969, con la creación de la Universidad Abierta en el Reino Unido.

Los gobiernos crearon sus megauniversidades con particulares propósitos políticos en la mente, en especial para incrementar el acceso a una educación superior de bajo costo. Indudablemente las consideraron como valiosos instrumentos, pero sólo en unos pocos casos (por ejemplo, la IGNOU, la STOU, la UKOU) constituyó un intento de dar a la nueva institución un elevado status dentro de la red universitaria nacional. Actualmente, los gobiernos están encontrando que sus megauniversidades son herramientas políticas extremadamente útiles para un propósito muy diferente. Como los países compiten para proporcionar a sus poblaciones los beneficios personales de mejores comunicaciones y el dinamismo económico de las supercarreteras de la información, sus megauniversidades constituyen un bien precioso.
Hay, por supuesto, pros y contras en el papel de las megauniversidades como instrumentos de política nacional. Las universidades históricamente han perseguido la independencia del gobierno con el fin de evitar restricciones a su actividad académica. El particular interés de los gobiernos en las actividades de las megauniversidades puede realmente limitar sus opciones de desarrollo. Por otra parte, también puede dar a las instituciones oportunidades más grandes de influir en las políticas gubernamentales en lo que concierne a ciertos problemas.

La mayoría de las megauniversidades tienen acceso privilegiado a ciertas instalaciones de comunicación, en particular aquellas controladas o reguladas por el gobierno. La relación entre la Universidad Abierta del Reino unido y la Corporación Británica de Radiodifusión es el mejor ejemplo. La Universidad Abierta de Sukhothai Thammathirat y la Universidad de Anadolu también tienen acceso a las redes nacionales de radiodifusión en Tailandia y Turquía. La Universidad de Terbuka tiene un convenio especial con las oficinas postales de Indonesia para que éstas actúen como lugares de recepción.
En términos competitivos, constituye una ventaja para todos los ciudadanos del país el acceso inmediato a los medios y redes de comunicación. Existe, por supuesto, el riesgo de que las megauniversidades podrían emplear dichos medios más para su provecho que para su eficacia y se comporten indolentemente en la exploración de nuevas tecnologías. En todo caso, como se multiplican los medios y redes de comunicación y disminuye el involucramiento gubernamental en este campo, las instituciones deberán actuar más independientemente para lograr el acceso a los medios que necesitan.
Tal actividad tendrá prioridad porque todas las megauniversidades, sin excepción, desean ahora tener mayor acceso a la difusión vía satélite y/o terrestre por televisión y/o radio.

Si bien la mayor parte de las megauniversidades en sus primeros tiempos estaban conscientemente separadas del resto del sistema de educación superior de sus países, ahora están integradas con esos sistemas. La Universidad Nacional Abierta Indira Gandhi tiene, además de su función de educación a distancia, la atribución de un organismo cupular para la promoción, coordinación y mantenimiento de estándares en educación a distancia en todas las universidades de la India. En 1992, la Universidad Abierta del Reino Unido convino un régimen de financiamiento conjunto con todas las otras universidades del país y asumió la función de acreditación en el Consejo de Becas de la Academia Nacional (CNAA). En este puesto, la UKOU funciona como organismo que otorga becas a unos 8,000 graduados de 50 instituciones de educación terciaria con campi.
Sin embargo, las megauniversidades no siempre se ajustan fácilmente a los sistemas estatales de financiamiento de la educación superior establecidos para la enseñanza en las instituciones convencionales. Existe un particular desafío cuando tales sistemas implican tomas de decisión a nivel regional. Después que España y el Reino Unido regionalizaron el financiamiento público de la educación superior, la UNED y la UKOU se convirtieron, en cierto modo, en las únicas verdaderas universidades nacionales de sus respectivos países. Ellas, hábilmente, no se integraron a los sistemas regionalizados de financiamiento.
Una ventaja originada en los vínculos estrechos con el resto del sistema terciario es el mayor conocimiento de la educación a distancia y los curricula de las megauniversidades entre los estudiantes de todas las universidades. Esto podría llevar a algunos de ellos a optar por un curso de la megauniversidad en posteriores etapas de sus carreras. Una desventaja es que tales vínculos pueden restringir la innovación curricular, al alentar a las megauniversidades a concentrarse en versiones a distancia de cursos ya ofrecidos en otras universidades. En realidad, ciertas megauniversidades (por ejemplo, el CNED de Francia, la PNU de Irán, la UNED de España) ya enseñan según curricula definidos a nivel nacional por todas las instituciones. Esta práctica probablemente reduce la vitalidad académica así como los costos institucionales.
La mayoría de las megauniversidades han hecho importantes contribuciones a las publicaciones académicas en sus países, especialmente cuando operan en un idioma que no se habla difusamente fuera del país. Así, la Universidad de Anadolu, la Universidad de Payame Noor y la Universidad Abierta de Sukhothai Thammathirat han incrementado notablemente el acervo de excelente material académico disponible en Turquía, Irán y Tailandia, respectivamente.
¿Cuáles son las prioridades futuras? Las megauniversidades están crecientemente incorporadas a las redes institucionales de sus países. Como los gobiernos buscan incrementar la disponibilidad de educación a distancia mediante la explotación de las inversiones ya existentes en instalaciones universitarias, pueden dejarse tentar y establecer nuevas instituciones con el principal propósito de coordinar las actividades de educación a distancia de las universidades. Las propuestas de una Universidad de Gobernadores de Occidente en EUA y de una Universidad Virtual Africana, siguen ese camino. Esto puede crear un nuevo tipo de red de megauniversidades, con muchos nodos casi autónomos.
Sin embargo, el análisis del impacto de las actuales megauniversidades indica que concebir una institución de este tipo simplemente como un medio de gestionar y coordinar las actividades de los organismos y dependencias existentes, es una perspectiva limitada. La energía que impulsa a las megauniversidades es la relación académica entre el personal y los estudiantes dentro de “su” universidad. Como mínimo, una megauniversidad necesita tener una vinculación directa con los estudiantes para los cuales ella existe y el personal suficiente para contar con una razonable independencia de acción. El concepto actual de moda de una universidad virtual, que simplemente se vincula en otras formas con universidades existentes, fracasará si no puede apelar al personal comprometido con estudiantes y directivos, lo que constituye el fundamento de una comunidad académica.

Todas las megauniversidades tienen un gran número de estudiantes, pero difieren en el perfil de su plantel estudiantil. En la Universidad Abierta del Reino Unido, por ejemplo, la mayoría de los estudiantes son adultos que trabajan y efectúan estudios de tiempo parcial, mientras que en las universidades chinas por TV la mayor parte son adultos que perciben remuneración para cursar estudios de tiempo completo. Otras megauniversidades de Asia inscriben una significativa proporción de estudiantes que abandonaron instituciones con enseñanza presencial. La tendencia general, sin embargo, es semejante, pero variada, en los perfiles estudiantiles de las megauniversidades. Aquellas instituciones que concentraban su atención en los adultos están ahora captando más estudiantes jóvenes, en tanto que megauniversidades originalmente creadas para jóvenes que abandonaban el colegio tradicional, ahora cuentan con una mayoría de estudiantes que son empleados y de mediana edad. Su característica común es atraer a estudiantes cuyas necesidades no están bien atendidas en otra parte. Muchas prestan particular atención a las necesidades de estudiantes discapacitados.

Existen amplias diferencias entre las megauniversidades en lo que respecta a tasas de eficiencia terminal. En algunas la mayor parte de los estudiantes logra completar los estudios (la CTVU, la UKOU), mientras que en otras solamente una minoría termina sus primeros cursos (la KNOU, la UT). Los estudiantes que se gradúan en megauniversidades tienen buenas perspectivas. Más del 70% de los graduados en la UKOU informó que habían obtenido “grandes” o “enormes” beneficios por ser estudiantes de la Universidad Abierta. El índice de éxitos de graduados en las megauniversidades de Irán, Tailandia y el Reino Unido en el intento de obtener su admisión a programas de posgrado en otras universidades, está entre los más altos de sus respectivos países.
Es también evidente que, independientemente de los logros académicos, los empleadores valoran las cualidades de motivación, organización personal y perseverancia de los que realizan estudios a distancia. Además, existe una progresiva apreciación en la industria y el comercio de que, mediante la combinación de trabajo y estudio vinculado con el trabajo, la gente profundiza el nivel de su aprendizaje y aplica más eficazmente sus conocimientos.

Hay ciertas tendencias semejantes en la evolución de los curricula en todas las megauniversidades, en particular hacia una mayor orientación técnica. Un notable ejemplo es la Universidad Nacional Abierta Indira Gandhi, que ha cambiado significativamente su perfil académico desde 1990. Su prioridad ha cambiado desde programas con titulación en humanidades a programas con diploma y certificación en materias de aplicación. La educación a distancia tiende a fortalecer la relación entre el estudio y el trabajo. Otro ejemplo es proporcionado por los 200,000 alumnos de la Universidad de Anadolu, tres cuartas partes de ellos con trabajo de tiempo completo, que están estudiando en 17 programas técnicos con diploma.
Las megauniversidades se beneficiarán de la economía de escala originada por la educación impartida a grandes cantidades de estudiantes. Esto significa que es particularmente importante para ellas la enseñanza en áreas temáticas que tienen alta demanda. Su papel, como instrumentos de políticas gubernamentales, es también pertinente. Por ejemplo, en 1992 el gobierno del Reino Unido solicitó a la Universidad Abierta el desarrollo de un programa de capacitación docente para graduados maduros y regiones donde hubiera escasez de educadores.

La investigación es un elemento fundamental de la misión de las universidades. Dentro de la comunidad académica el desempeño de las megauniversidades en la investigación es un indicador importante para emitir juicios sobre su credibilidad. ¿Cuál es su comportamiento?
La mayoría de las megauniversidades consideran que la investigación es parte de su misión. Sin embargo, es demasiado temprano para juzgar su desempeño en la investigación, pues muchas tienen menos de 20 años de existencia. Lleva tiempo establecer una tradición en el campo de la investigación y en la primera década de su trayectoria cada megauniversidad tenía que concentrarse exclusivamente en crear un innovador sistema de enseñanza. Además, el número del personal académico de tiempo completo en cada universidad (excepto en China) es minúsculo en relación con el número de estudiantes y pequeño en relación al presupuesto institucional.
No obstante estas circunstancias, se está desarrollando la investigación en las megauniversidades. La Universidad de Sudáfrica tiene la mejor biblioteca sobre investigación en el país, razón por la que los empleos en esa institución son buscados por docentes que desean dedicarse a la investigación. En España, la UNED está ubicada en el grupo que reúne a las más importantes universidades españolas en lo que concierne a investigación. La Universidad Abierta del Reino Unido se colocó dentro del tercio superior de las universidades del país en el más reciente ejercicio de evaluación de la investigación y, con 1,300 estudiantes de doctorado, la UKOU está seriamente comprometida con la capacitación para la investigación.

Muchos estudios (véase Daniel, 1996) han establecido una relación costo-eficacia superior de las megauniversidades, pero que no incluye necesariamente a las más pequeñas instituciones de educación a distancia o los programas a distancia de las universidades convencionales. Por ejemplo, un análisis gubernamental de la Universidad Abierta del Reino Unido comparó sus costos por graduado con los de otras tres instituciones. Los costos de la UKOU eran significativamente más bajos: entre 39% y 47% de los costos de otras universidades para los cursos ordinarios y entre 55% y 80% para los cursos de licenciatura. En Francia, el costo de la educación proporcionada por el Centro Nacional de Educación a Distancia (CNED) es la mitad del de los métodos convencionales. En forma semejante, en el sistema de Universidad China por TV el costo promedio por estudiante es entre 25% y 50% del de los colleges y universidades convencionales.
El papel de la educación a distancia en la renovación de la amplia empresa universitaria dependerá fundamentalmente de su costo-eficacia con las actuales y futuras tecnologías. Las megauniversidades deben no sólo mantener sino también mejorar su costo-eficacia si pretenden ofrecer un modelo atractivo. Esto exige prestar atención tanto a la eficacia como a los costos.
Por ejemplo, las megauniversidades de China, Indonesia, Corea de Sur y Sudáfrica operan con bajos costos por estudiante inscrito, pero reconocen la prioridad de poner un mayor énfasis en la eficacia de la enseñanza, de manera que más estudiantes puedan completar sus cursos y programas. La enseñanza concentrada únicamente en la exposición de contenidos es un problema académico común y las megauniversidades que contratan muchas partes de la preparación del curso lo experimentan en forma severa. Los estudiantes se quejan de que los materiales no son adecuados para el aprendizaje.
Concentrarse en hacer productiva la enseñanza es aun más importante para las megauniversidades que para las instituciones convencionales, pues disponen de menos respaldo cuando un tema está insuficientemente tratado. En esta tesitura, la UNISA de Sudáfrica está experimentando con el desarrollo de cursos en equipos. En la KNOU de Corea del Sur, se espera que la enseñanza con los nuevos medios de comunicación pondrá más énfasis en el diseño de los cursos. En Corea del Sur, Sudáfrica, España y Tailandia las megauniversidades también aspiran a que los nuevos instrumentos de comunicación facilitarán la provisión de una mejor tutoría y el apoyo al estudiante que desean ofrecer.

El prestigio público de las universidades se basa, fundamentalmente, en la antigüedad de la institución, su prosperidad y la selectividad con que capta estudiantes.
Las megauniversidades son instituciones jóvenes establecidas con el propósito explícito de romper el vínculo percibido entre la calidad de la educación y la exclusividad del acceso. Además, ellas inscriben a un gran número de estudiantes. Si bien algunas universidades dan una más estrecha atención personal de tipo tutorial a los estudiantes que las instituciones convencionales, el tamaño de las megauniversidades influye para que sea un proceso lento y difícil la adquisición de una buena reputación. El bajo nivel de los estudios por correspondencia de una generación anterior representa una desventaja.
Para que las megauniversidades adquieran prestigio, tanto en los círculos académicos como entre el público en general, se requiere un proceso que razonablemente toma cierto tiempo. Se ha realizado ya un progreso sustancial, por lo que otras megauniversidades tienden a dar, por su buen desempeño, un considerable crédito a la Universidad Abierta del Reino Unido. La introducción de la evaluación de la calidad introducido en Gran Bretaña en 1993, ha apoyado el proceso. La UKOU integra una pequeña minoría de universidades británicas que recibe la calificación de “excelente” por la mayor parte de su enseñanza.
Otras megauniversidades también logran notables progresos. En 1992, el Comité de Subsidios de la Universidad de la India elogió los programas de la Universidad Abierta Indira Gandhi como equivalentes al de otras universidades. La Universidad Abierta de Sukhothai Thammathirat ganó el premio a la excelencia institucional del Commonwealth de la Educación y el Consejo Internacional de Educación a Distancia en 1995.
Sin embargo, persisten en ciertas instituciones muchos problemas en el desempeño que deben ser abordados. ¿Pueden las nuevas tecnologías mejorar el rendimiento y la reputación de las megauniversidades? Pueden aumentar el atractivo de las instituciones? El CNED de Francia, por ejemplo, ha hecho mucho para modernizar su vieja imagen transmitiendo conferencias por televisión vía satélite en las escuelas secundarias. Sin embargo, una sólida reputación debe basarse definitivamente en un elevado desempeño de la esencial función de la enseñanza.
La experiencia de los últimos 20 años indica que la educación a distancia puede liberarse del bajo nivel asociado con la educación por correspondencia. Las instituciones de oriente (la STOU de Tailandia) y occidente (la UKOU) han adquirido buenas reputaciones a pesar de que otras universidades en las mismas regiones lamentan que el ambiente cultural es desfavorable para la educación a distancia. La STOU y la UKOU tienen ciertas características comunes que contribuyen a explicar sus éxitos: buenos materiales del curso, redes de apoyo tutorial y regional, rica mezcla de medios, tasas significativas de graduación, número apropiado de personal, pujantes actividades de investigación y culturales que cuentan con la comprensión de la comunidad académica. Las megauniversidades que necesitan formarse una reputación deben tomar nota de estas características.

Muchas megauniversidades tienen significativos y crecientes papeles internacionales. La Universidad de Anadolu cuenta con un centro en Alemania para atender a 3,000 estudiantes de la numerosa comunidad turca allí residente. Otras instituciones tienen una mayor cobertura, que no se limita a la atención de expatriados de países extranjeros sino también a atraer una más clientela más amplia. El CNED (Francia), la UNED (España), la UNISA (Sudáfrica) y la Universidad Abierta (Reino Unido), todas cuentan por miles sus estudiantes en el extranjero. La IGNOU (India) está desarrollando activamente el alcance internacional de sus actividades. Actualmente, todas las megauniversidades –en realidad, todas las universidades– confrontan nuevas oportunidades de expansión internacional en razón de que la muy pequeña proporción de la población mundial que tiene computadoras integradas en redes en sus hogares comienza a crecer con rapidez en el siglo XXI. Es inminente el aterrizaje en un nuevo mundo. Mi colega Geoff Peters denomina Windownesia a este nuevo “país”.

Las megauniversidades han permitido a los países ampliar el acceso a la educación superior mucho más rápido de lo que de otro modo hubiera sido posible. Los bajos costos unitarios de las megauniversidades comparados con los de las universidades convencionales, han impresionado a los formuladores de políticas. Debido a que la educación a distancia ha sido la base del éxito de las megauniversidades, actualmente muchos gobiernos fomentan el desarrollo de aquella. Muy comprensiblemente ellos la promueven no sólo en las megauniversidades sino también en las universidades convencionales, en las que se invierten la mayor parte de los fondos públicos destinados a la educación superior. Desde la perspectiva de las universidades convencionales la aparición de una tercera generación de tecnologías de la educación a distancia, los medios para la transmisión del conocimiento, constituye la oportunidad de adaptación para el futuro, realizando un limpio comienzo en una nueva era de educación a distancia.
Esta tendencia en la política pública, combinada con la creciente disponibilidad de medios de información, cambiairá el ambiente para las megauniversidades. Estas instituciones tuvieron poca competencia de otros oferentes de ducación superior a distancia hasta alrededor de 1990. Desde entonces, ha comenzado a desarrollarse en muchos países un vigoroso mercado para esta forma de aprendizaje. Las barreras de entrada que enfrenta una institución que desea ofrecer educación a distancia mediante tecnologías más viejas (por ejemplo, impresos, televisión) son ahora sustancialmente más bajas que cuando comenzó la era de las megauniversidades una generación anterior. Con la moderna tecnología de la Red Mundial (World Wide Web) ahora parece posible ofrecer educación a distancia en todo el orbe, aunque sólo a la minúscula fracción de la población mundial que en la actualidad tiene acceso a esta tecnología. La mayor parte de las personas tiene todavía que hacer una llamada telefónica.

Las megauniversidades se han destacado rápidamente en sus respectivos países debido a su tamaño, la relación del costo con la eficacia y la capacidad para satisfacer las necesidades de educación continua de una amplia variedad de individuos. Cuando se desarrollaron, estas universidades desempeñaron una creciente función integral en los sistemas de educación superior de sus países. Con los gobiernos y empleadores que estimulan actualmente a las instituciones convencionales para que adopten métodos de educación a distancia, todos los tipos de universidades necesitarán trabajar más estrechamente y muchos de sus programas se vincularán con la educación continua proporcionada en el hogar y el lugar de trabajo.
Las megauniversidades han logrado considerables progresos en establecer su reputación entre el público y su credibilidad en la comunidad académica. Sin embargo, estas ganancias no deben darse por sentadas. La rápida expansión de la educación a distancia ahora en desarrollo en todos los tipos de universidades podría empañar la nueva imagen de esta modalidad educativa si no se presta cuidadosa atención a la calidad.
Las megauniversidades difieren de las instituciones convencionales en su proceso de producción. Las operaciones de las megauniversidades deben mucho a los métodos industriales, en tanto que los procesos académicos tradicionales se parecen más a las actividades artesanales. Es probable que ninguno de estos planteamientos será especialmente adecuado para la tercera generación de tecnologías de educación a distancia, los medios de comunicación del conocimiento.
Daniel, J. S. (1996). Mega-universities and Knowledge Media: Technology Strategies for Higher Education, Kogan Page, Londres.

external image t1t7.gifexternal image t2t7.gif


Revista de la Educación Superior en Línea. Num. 116

Título: La megauniversidad: ¿La academia para el nuevo milenio?

Autor: Sir John Daniel. Presentado como ponencia en el 18th ICDE World Conference, Pensylvania, State University, 1997, como “The mega-University: the academy for the new millenium”.
Traducción de Carlos M. de Allende.
Universidad Abierta Reino Unido.



UNIVERSIDAD VIRTUAL DE EUROPA

http://www.univernet.net/portada.htm


UNIVERSIDAD INTERNACIONAL HUNGRIA

http://internacional.universia.net/europa/unis/hungria/buespa/descripcion.htm